16.3.06

pedepé

Pobreza del idioma

Señor Director:

"A lo expresado sabiamente en el artículo «Pobreza del idioma y los jóvenes», de LA NACION del 4 del actual, se puede adicionar un comentario sobre la corrupción de nuestra lengua.

"A la indigencia se agrega la corrupción del idioma con extranjerismos como «ombudsman», «brokers», «flats» y «lofts», «breakfast rooms», etc. Los casos de pago son «defaults»; las liquidaciones son «sales», y los descuentos «off». Producción de comidas es «catering» y su reparto «delivery». Los bares son «pubs» con «happy hours». Estar a la moda es «fashion» o «cool» y mesa de saldos, «outlets». Se publican avisos de «dining tutorials», «partner groups» y «screening».

"Recordemos que Confucio dijo: «En la decadencia de un país lo primero que muere es el idioma»."

Dr. Amílcar E. Argüelles

Parera 12, Capital

Jueves 16 de marzo de 2006, Correo de lectores, La Nación.


Diatribas aparte, ayer descubrí un lindo entretenimiento para pasar los ratitos libres en internet sin tener la necesidad de actualizar cada tres minutos Clarín online. Siempre fui afecto a elmundo.es/diccionarios y incluso a la página de la Real Academia Española, aunque menos, porque el entorno no es muy lindo. Pero, sin querer, ayer descubrí la versión digital del Diccionario Panhispánico de Dudas (DPD). La edición editorial la conocía y aunque es muy interesante se hace un poco engorroso –como todo diccionario- encontrar la palabra buscada.

En casa teníamos –Nolugareña recordará esto con cariño- una enciclopedia de diez mil tomos y siempre –indefectiblemente- nos terminábamos equivocando del volumen. Porque el tomo I va de Azz a Ceq y uno buscaba Cepita y estaba en el que compilaba de Ceq a Dix. De todas maneras era lindo abrir el libro, llevarse varios tomos, que pesan una tonelada el ejemplar, ponerlos uno arriba de otro en la mesa del comedor. Si con suerte la pila de palabras no tapaba la luz del mediodía, ya podíamosempezar con la búsqueda.


“Ese anglicismo”

El castellano de Cervantes, el español, está muy enojado con las palabras provenientes de los idiomas extranjeros, pero El Enemigo es el inglés. Cuando una palabra sajona osa inmiscuirse en el lenguaje nuestro de cada día, primero la ningunean con la excusa: el anglicismo X es innecesario porque tenemos una plabra Y que cumple la misma función. Después la terminan aceptando con un acento y una k cambiada por una q y todos felices. Hay casos donde es interesante lo que dicen, otros son muy graciosos. Si ya le ha picado el bichito lo van a probar ustedes, una y otra vez, cual vicio, el chequeo, aprendiendo más del rico idioma que poseemos o riendo de estos viejos cervantinos que huelen a naftalina y pata negra. El anglicismo es El Enemigo.Ud. busca cómo se debe escribir best seller –yo pongo bestséller- y los de pedepé le dirán que “ese anglicismo” es innecesario porque tenemos una palabra que lo reemplaza y contiene el mismo significado: superventas. Paulo Coelho es el superventas por antonomasia. Ping-Pong es pimpón. Zapping es zapear. Y así.

Pero también el diccionario de dudas –que no es un diccionario común, sólo están las palabras conflictivas, no van a encontrar casa, por ejemplo- sirve para saber cuándo se acentúa una palabra o de qué manera se deber escribir una ciudad.Tenía un profesor que decía que usar ciertas palabras -por más que existan y estén bien dichas- nos convertían en “aparatos”. Por ejemplo, decir nosocomio por hospital o malviviente por delincuente. Quiero decir que hay que entender cuando la palabra está tan castellanizada que ya no se sabe qué se quiere nominar, yo considero que hay que usar Al Enemigo. Pero va en cada uno, si yo digo tenismesista por jugador de ping-pong, creo que, por más que suene divertido, no sirve en términos comunicacionales.

Útil cuando nos sirve, jocoso cuando se ponen tercos con la penetración cultural, pero, de todas maneras, a los que le gusten las palabras encontrarán un divertimento y un vicio en eso de chequear palabras cuando no sabemos cómo se escriben.

6 comentarios:

natanael amenábar dijo...

sui géneris. Loc. lat. que significa literalmente ‘de su género o especie’. Se emplea con el sentido de ‘singular o peculiar’: «Tenía un humor muy sui géneris» (Arrabal Torre [Esp. 1982]). La pronunciación corriente en español es [sui-jéneris]. Debe evitarse la pronunciación Marca de incorrección.[sui-yéneris].

Anónimo dijo...

La Escuela de los Tomos Equivocados fue una hermosa excusa para aprender cosas. A mí me pasaba lo mismo con la enciclopedia de casa.

nolugareña dijo...

Madre siempre lo dijo: "Buscalo en el diccionario". Ahi empezaba la excursion a la biblioteca. Agarrar una silla que haga las veces de escalera (no tenian que ser las de mimbre porque se rompian).Luego la elección de los posibles tomos que incluían los dos apendices (eso fue hasta que descubri que eran). Con el tiempo la enciclopedia Encarta le fue sacando terreno y ahora el Google manda.
De la encuesta me llama mas la atencion "Los chicos malos"... en general?? o son una serie??
El anglicismo es un hecho social. La globalizacion es asi, mal que nos pese. Nadie se queja de los terminos en frances, italiano, etc.
No voy a caer en facilismo y acusarte a vos de deshonrado... peeeeroooo... Martin puso algo muy parecido en su ultimo post. Asi como en la television,parece que en los blogs tambien esta todo inventado. Chan!

reinita neurotica dijo...

A mí me encanta que se mezclen los idiomas, incluso a veces cuando escribo me gusta mechar algo en otro idioma. Y me parece muy bien que la gente mixture todo. Los lectores de La Nación tienden a querer conservar el castellano impoluto (que también me gusta mucho.
Ay qué lindo post sobre cosas del idioma que tanto me gustan!!!

b. dijo...

A mi no me molesta la utilización de palabras extranjeras (salvo que sea para darse aires de superioridad), hay palabras que pueden tener una traducción , pero la sensación detrás de esa traducción no es la misma. Como se dice saudade en castellano? Nostalgia? Tiene un tinte más tristón...

b. dijo...

Norlugareña. los chicos malos eran unos personajes de las historietas de Donald, siempre andaban ideando robos y maldades junto con Pete. Y han tratado de robarle a Tío Rico en más de una ocación. Llevaban antifaz negro que parecía incorporado a sus caras.
Pero en la misma encuesta, El Eternauta como enmascarado??????Al menos los de Kiss se pintaban para esconder sus caras. El eternauta usaba un traje tipo buzo para que la nieve mortal no lo tocara, no como máscara!