26.2.09

disneylandia




















Un día con un compañero en Nueva York entramos a un negocio de Disney a comprar algo para los nietos. Cuando salimos descubrimos a uno que, escondido atrás de un contenedor, nos sacaba fotos con un tremendo zoom. A los pocos días salió en una revista la foto mía con la bolsita de plástico de Disney y el texto decía que yo había ido a pasear a Disneyworld, cuando había ido a una reunión del transporte en Nueva York. Después los compañeros me cargaban porque a Jimmy Hoffa lo fotografiaban en Las Vegas, y nosotros aparecíamos como dos boludos con la bolsita del Ratón Mickey.

Acá no, acá tampoco, acá.
(atenti con las riñoneras de los personajes.)

3 comentarios:

Verboamérica dijo...

Una risa!
Suerte que no fueron a comprarle un "toy" a la tía solterona!

Martín LatinoameriKano dijo...

¡JA!

Para colmo, la foto es buenísima.

ManuK dijo...

Qué maestro nuestro Jimmy Hoffa loca. Gran película Hoffa, altamente recomendable, demuestra que en Estados Unidos también existe el peronismo, aún en mayor medida que en Europa.

ManuK.